Los Caligaris y su “Espíritu Payaso”

La banda argentina de rock y ska, Los Caligaris, se presentó el sábado por la noche, poco después de las 23:00 horas en C3 Stage en el marco de su gira internacional “Espíritu Payaso”, pero también a propósito del concurso musical Electro Rock -que celebró su cuarta edición- y que organizó la marca Electrolit en coordinación con la estación de radio Máxima FM donde cinco bandas concursaron para presentarse en 2019 en el evento masivo “Rock X La Vida”.

El jurado estuvo conformado por Odín Parada, Luis Torres, Olivia Luna y Alejandro Tavares, quienes decidieron que el ganador de esta distinción de tocar en este show ya tradicional en la ciudad, era Rojo Frenesí, quien además se llevaba a casa también un “backline” conformado por una batería, una guitarra, un bajo y un micrófono. El premio del público, quien votó a través de redes sociales, fue para Dinamo, quienes también podrán tocar en la decimosegunda edición del festival “Rock X La Vida”. Las otras tres bandas que participaron fueron: Krimen, Espíritu Neutro y Mujer Tequila.

Previo al concurso y la velada, esta casa editorial tuvo la oportunidad de dialogar con Juan, integrante de Los Caligaris, quien reconoce que este tipo de plataformas ayudan a impulsar el talento emergente de Latinoamérica. “Esto para nosotros es una experiencia muy saludable y enriquecedora, hasta en términos espirituales, porque compartiremos con muchos chicos que tienen un sueño dentro suyo y lo están persiguiendo, es parte de lograr algo que uno se propone desde que se es niño, son los pasos que todos hemos transitado en algún momento”.

Explica Juan que para ellos ser parte del cierre de este concurso fue un honor, de hecho, previo a su aparición en el escenario, donde llegaron con globos de colores en las manos con los acordes de “Todos locos”, Sonido Satanás fue el telonero de la banda argentina, su electro cumbia hizo bailar a los presentes para ir calentando motores. Los Caligaris tienen más de 20 años girando con su música por el mundo, por eso, también ser testigos del sueño de bandas emergentes, les remueve la nostalgia.

“Nosotros a esa altura, ya habíamos rebotado en televisión, recuerdo que en Córdoba, Argentina, había un programa al que queríamos ir y el que tocaba el trombón en ese momento, lo había comprado un día anterior a la presentación y había que tocar en vivo en el show, pero a ese nivel estábamos todos, éramos muy feos y horribles sonando. Pero al día de hoy hay bandas que realmente suenan, los ‘pibes’ hoy tocan a través de maneras de aprender muy didácticas”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here